Cómo crear un buen ambiente de estudio

Para conseguir una sociedad basada en el conocimiento hace falta que sus integrantes tengan acceso a una educación universal de calidad, y que en ese cometido se puedan emplear a fondo para lograr la mayor excelencia académica. Ese proceso comienza para los miembros de una sociedad desde bien pequeños y son necesarias unas estrategias y recursos varios para hacer más fácil y productivo el aprendizaje. De entre todas las necesidades, nosotros, en este artículo, vamos a hablar de cómo crear un buen ambiente de estudio en las aulas, las de los más pequeños y de los más mayores.

Mobiliario escolar y académico imprescindible

Sillas ergonómicas escolares

Las sillas ergonómicas son el primer elemento dentro del mobiliario escolar imprescindible en las aulas, no solo en empresas o domicilios particulares. De media, los alumnos de la ESO en España pasan 1.061 horas al año en clase, una de las cifras más altas de los países miembros de la OCDE. Es por ello que contar con unas sillas cómodas es tan importante para que los estudiantes puedan concentrarse mejor y, muy importante también, no sufran lesiones musculares por una mala posición.

En cuanto a las mesas, éstas difieren en tamaño y forma según el uso que se les quiera dar. Así, las mesas técnicas y de informática son más grandes y altas que las mesas de aula. También, para estudios de diseño y arquitectura, se suelen utilizar mesas inclinadas para facilitar a los estudiantes trabajar en sus diseños de forma más erguida.

Mesas de laboratorio

Precisamente, en los modelos citados anteriormente y las mesas técnicas, la silla se suele sustituir por un taburete. Algo parecido ocurre en algunas espacios de estudio de bibliotecas, donde se combina la mesa alta inclinada con taburete con la mesa ancha para ser ocupada por varios estudiantes.

Un último elemento dentro del apartado de mobiliario son las pizarras que, por supuesto, todavía se utilizan para dar clase y en muchos casos es la herramienta esencial que tiene el profesor para describir temarios basándose en esquemas y gráficos. Aunque hay diversos modelos, la pizarra verde para utilizar tiza blanca, y la pizarra blanca para escribir con rotulador son las más utilizadas.

Pizarras para clases

A partir de aquí, ¿cuál es el tamaño recomendado de la pizarra? ¿A qué distancia debe estar la pizarra del alumno? ¿ A qué altura? Los expertos recomiendan:

  • El tamaño mínimo y máximo dependen de las dimensiones de la clase. Los tamaños más utilizados para aulas escolares son de dos metros y llegan hasta los seis metros en clases grandes, especialmente de estudios superiores.
  • Además del tamaño, es importante que la pizarra se sitúe a la altura de los ojos del alumno en posición sentada.
  • La distancia entre los alumnos y la pizarra también depende del tamaño de esta última. De forma general, se recomienda una distancia mínima de tres metros, para que los estudiantes puedan ver la pizarra de forma panorámica y no solo pedazos de la misma, y hasta 15 metros en el caso de pizarras grandes, de nuevo para clases de universidades.

Además de los elementos mencionados, se pueden conocer otro mobiliario escolar para saber cómo crear un buen ambiente de estudio en colegios e institutos.

Climatización e instalaciones

Climatización aulas

Este tema es tan importante que está incluido en el Decreto de Prevención de Riesgos Laborales tanto de la legislación española como la de otros países. Tanto entornos de empresa como clases escolares, en cualquier parte del año se recomienda que la temperatura se encuentre entre 17º y 27º. No estar en esos límites:

  1. Incrementa la falta de concentración de los alumnos.
  2. Muy importante, puede poner en riesgo su salud.

Son muchos casos conocidos en los cuales los alumnos han sufrido mareos por estar en aulas donde la temperatura llegaba a superar los 40º o contraer catarros y resfriados por estar expuestos a temperaturas muy bajas.

En cuanto a los recursos en las instalaciones para mantener la temperatura de un aula en esos márgenes, los equipos de aire acondicionado están sustituyendo a la calefacción central al ser útiles tanto en invierno como en verano. Por supuesto, la revisión de los mismos para evitar alergias y la proliferación de bacterias tan dañinas como la legionella es prioritario.

Iluminación óptima en aulas

Iluminación Aulas
Foto trilux.com

Cada recinto tiene un iluminación recomendada -llamado técnicamente “nivel luminoso”-, tanto en intensidad como en dirección (cenital, lateral, trasera…). La unidad de medida de la iluminación es “lux” o lx y, en el caso de las aulas de colegios, se establecen unos niveles de 350 lx para clases de estudio genéricas.

Si hablamos de una clase técnica como un laboratorio donde se utilizan microscopios, o una clase de arquitectura donde se trazan líneas muy finas, los niveles requeridos pueden llegar a 1000 lx.

Además, la iluminación general puede requerir también de iluminación en recursos de estudio ya mencionados como las pizarras, donde el nivel de iluminación suele ser un poco menor que el del aula, uno mínimo de 300 lx y nunca más de 700 lx.

Por último, la dirección de la iluminación artificial se recomienda que sea cenital, aunque también es importante que las aulas posean un lado de la clase con grandes ventanales para aprovechar la iluminación natural.

* * *

Por supuesto, hay otros elementos importantes para crear un buen ambiente de estudio en las aulas como contar con estanterías y armarios, taquillas para los alumnos, baños y comedores y, sobre todo, profesores y profesoras motivados que también agradecerán estar en aulas con estos recursos cubiertos.

Opiniones

comentarios

Translate »