Breve análisis de los mitos griegos antiguos

El famoso “Paso del mito al logos” que los físicos presocráticos provocaron, ciertamente, creó una nueva forma de explicar el mundo mucho más racional. Sin embargo, esta supuesta transición no acabó con la explicación del mundo desde una visión literaria o legendaria como son los mitos griegos. De hecho, hay muchos más mitos que incluso se han convertido en símbolos (conoce la Mano de Fátima para comprobarlo) y que todavía cumplen una función antropológica en nuestra sociedad.

Libros como Teogonía, de Hesiodo, o La Odisea y La Iliada, de Homero, convivieron con los estudios sobre la naturaleza de Anaximandro, Anaximenes y compañía, o los diálogos de Platón. Por esta razón, es oportuno hacer una breve reflexión sobre qué es la mitología griega, desde los que hablan de la creación del mundo hasta las hazañas más importantes llevadas a cabo por mortales.

Qué es la mitología griega

Qué es la mitología griega

Es principalmente un gran relato épico para dar una explicación del origen cosmogónico del mundo, del nacimiento de los dioses y la aparición de héroes semidioses y hombres que desarrollaron la cultura de la propia Helade o zona de influencia de la cultura griega. Sus contenidos principales y más antiguos están principalmente en Homero y Hesiodo (siglo VIII a.C.) que recogen los mitos y la tradición oral de sus antepasados desde los inicios de la culturas micénicas y minóicas en el segundo milenio antes de cristo hasta la Edad Oscura entre los siglos XIII y IX a.C.

Además de las fuentes literarias, la arqueología también ha aportado importantes hallazgos para corroborar lo escrito por Homero o Hesiodo. Estos restos arqueológicos son del llamado periodo geométrico (siglo X y IX a.C.) y se componen de cerámicas, vasijas y otros materiales donde se han encontrado referencias a dioses antiguos, escenas del Ciclo Troyano o de los Doce Trabajos de Heracles (o Hércules).

Por último, decir que el término “mitología griega” es sinónimo de “literatura griega” ya que, como decíamos al principio, en todos los relatos se impone la épica y la tragedia, géneros clave la poética antigua. También es importante recordar que los mitos griegos no acaban con Hesiodo y Homero, sino que se continúan con autores posteriores como el mismo Platón o Virgilio.

Estructura de la mitología griega

Genealogía de los dioses griegos

Se pueden dividir los mitos griegos en tres grandes bloques: la formación del mundo y las deidades primordiales, el nacimiento de los dioses (posteriormente olímpicos) y la aparición de héroes ya sean semidioses o seres humanos sin antecesores divinos.

Cosmogonía: creación del mundo y dioses primordiales

Dioses primigenios griegos

La obra principal antigua sobre la creación del mundo es Teogonía, de Hesiodo, contemporáneo del Homero. En ella se dice que antes de todo solo existía el Caos, que era de hecho una entidad mitológica o deidad. De él, para poner orden en el universo, nacieron los primeros dioses primordiales: Gea o el elemento Tierra; Tartaro, el Abismo; Érebo, la Oscuridad, y Nix, deidad femenina que representa la noche. Nix, junto a su hermano Érebo, engrendraron a dos nuevos dioses primordiales: Hemera o el día, y Éter o lo luminoso. Nix crea además numerosos dioses posteriormente creando la línea familiar del Caos.

La otra línea familiar de dioses es la de Gea, deidad femenina y hermafrodita que da a luz a Urano (el Cielo) y así completar el total de los dioses primigenios. Urano la fecunda y de la unión del cielo y de la tierra nacen los Titanes.

Segunda generación de dioses griegos primordiales: los titanes

Los titanes griegos

12 son los titanes que nacen de Gea y Urano: Crono, Océano, Tetis, Ceo, Febe, Crío, Mnemósine, Hiperión, Temis, Jápeto, Rea y Tea. Gobiernan la Edad de Oro y al frente de todos ellos está Crono, quien con la ayuda de su mujer y hermana Rea castra a su padre Urano.

Además de los titanes, en esta fase de la mitología griega, Gea también crea  los cícloples y a los hecatónquiros. Por su parte, de la sangre de Urano caída al mar nace Afrodita, y de ésta, según otras tradiciones, Eros; aunque Hesiodo atribuye el origen de Eros a Caos. Otras gotas de sangre de Urano caen sobre Gea y nacen los gigantes, las erinias y las melíades.

Tercera generación: los futuros dioses olímpicos

Panteón dioses olímpicos griegos

Durante el dominio de los titanes, especialmente de la unión entre Crono y Rea nacen los dioses que luego formarían parte del panteón olímpico (por residir en el Monte del Olimpo) y que reestructura parte del relato de los mitos griegos y su poder sobre la tierra.

De todos los dioses hijos de Crono y Rea, Zeus es el más importante porque, con la ayuda de sus hermanos Poseidón y Hades, y de los cíclopes -que Crono mantenía en el Tártaro- derrotaron a Crono. Este periodo, conocido como Titanomaquia, da lugar a un nuevo reparto de poder: el cielo (anteriormente dominado por Urano) es ahora el dominio de Zeus; los océanos quedan bajo el poder de Poseidón, y el inframundo bajo la custodia de Hades, quien también se hace cargo del Tártaro y de encerrar a los titanes en él.

Además de los dioses mencionados, los titanes también engendraron a los oceánides de la unión de Tetis y Océano. Y de los hijos de los titanes, sobre todo Zeus, nacieron también numerosos dioses de la unión con otras diosas: Apolo, de la unión con Leto; Hermes, con Maia; Perséfone con Deméter; Atenea con Metis, o las Musas de la unión con Mnemosine.

Cuarta generación: los semidioses

Semidioses griegos

A partir de Zeus, los dioses comienzan a engendrar hijos con seres humanos, lo cual deriva en el nacimiento de los semidioses, mitad deidades mitad humanos. Los más famosos de todos son Heracles o (Hércules), de su unión de Zeus con Alcmena; Perseo, hijo del Dios del cielo y Dánae o Dionisos, de la unión de Zeus con Sémele.

La Edad Heróica y la Edad los Hombres

Héroes mortales griegos

Los mitos griegos también han creado grandes textos en torno a mortales. A esos relatos se los incluye en la llamada “Edad Heróica” donde también se incluyen relatos sobre semidioses como Heracles o Perseo.

Sin embargo, lo interesante de esta parte de los mitos griegos son los protagonistas mortales. En este sentido, hay tres grandes relatos:

  • Los argonautas. Obra escrita por Apolonio de Rodas, nacido a finales del siglo III a.C. y director de la Biblioteca de Alejandría, donde se narra el viaje de Jason y los Argonautas desde Págasas a Cólquide para hacerse con el vellón del ser mítico Crisómalo, un carnero alado. Con ello Jason podría ganarse el trono de la ciudad del Yolco, en Tesalia.
  • Relatos Tebanos. Donde se incluyen relatos de tragedias sucedidas en la ciudad de Tebas y relacionadas con el rey Cadmo. Entre los relatos y mitos griegos más conocidos se encuentran la propia historia de Cadmo y los reyes tebanos Layo y Edipo. Las obras donde se incluyen son Los siete contra TebasEdipo Rey, del dramaturgo Sófocles.
  • Ciclo de Troya. Una última categoría de mitos griegos sobre mortales es la que habla de la Guerra de Troya (entre aqueos y troyanos) y donde aparecen héroes como Aquiles, Helena o París, y seres mitológicos como las Amazonas. Una de las obras mas famosas sobre este ciclo es La Eneida, de Virgilio.

Opiniones

comentarios